El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comparecido para explicar su plan para la transición tras el coronavirus. La desescalada comenzará en los próximos días y tendrá cuatro fases: preparación, inicial, intermedia y avanzada. Cada una durará dos semanas y se prevé que entremos en la «nueva normalidad» a finales de junio.

  • Horarios, normas y distancia máxima para salir a pasear y hacer deporte durante el confinamiento.
  • ¿Cuando abren los bares y restaurantes en España tras la salida del confinamiento? 

Sánchez ha afirmado que el estado de alarma se prolongará hasta finales de junio mientras dura todo el plan de desescalada. Este será gradual, asimétrico -diferenciada en función de los territorios- y coordinado entre las distintas administraciones públicas. Estará dividido en cuatro fases, que durarán un mínimo de seis semanas y un máximo de ocho en función de la evolución de la epidemia, y una serie de marcadores decidirán si un territorio puede avanzar de fase, mantenerse o retroceder. Asimismo, no habrá movilidad entre provincias o islas hasta alcanzar la normalidad.

El próximo 4 de mayo, todos los territorios entrarán en la Fase 0, salvo la isla de Formentera (Baleares) y las de La Gomera, El Hierro y La Graciosa (Canarias), que irán por delante y comenzarán la Fase 1 debido a que ahí la incidencia del coronavirus ha sido inferior. El resto de territorios comenzarán la Fase 1 el día 11 de mayo.

Fase 0: preparación

Se iniciará el 4 de mayo y es la fase preparatoria en la que, además de las medidas de alivio comunes puestas ya en práctica (salida de niños o deporte individual), se abrirán «pequeños resquicios» de la actividad económica: apertura de locales y establecimientos para la atención individual de los clientes o restaurantes con servicio de comida a domicilio sin consumo en el local donde tendrán que contar con la «máxima protección individual».

También se permitirán entrenamientos individuales de deportistas federados y profesionales, y se intensificará la preparación de los locales públicos para fases posteriores con la señalización adecuada.

Fase 1: inicial

Se permitirá en cada espacio territorial (provincia) el inicio parcial de ciertas actividades: pequeño comercio con medidas estrictas de seguridad, excepto centros comerciales donde son probables las aglomeraciones. Los mayores de 65 años tendrán un horario preferente para entrar en estos comercios y se abrirán las terrazas, aunque con una limitación de la ocupación al 30%. También se procederá a la apertura de hoteles, pero excluyendo zonas comunes y con una serie de restricciones que se detallarán más adelante.

En el sector agroalimentario y pesquero se reanudarán las actividades que tenían restricciones, y en los lugares de culto, se permitirá el aforo a un tercio de su capacidad. También, se permitirán velatorios aunque con restricciones.

Fase 2: intermedia

Si se cumplen las condiciones y los marcadores, se abrirá el espacio interior de los locales y restaurantes, pero limitando su ocupación: un tercio del aforo y guardando las distancias.

El curso escolar comenzará en septiembre, aunque se darán una serie de excepciones para reabrir los centros educativos: actividades de refuerzo, garantizar que niños menores de 6 años puedan ir si sus padres trabajan y la realización de la EBAU.

Se prevé la reanudación de la caza y la pesca, y se podrán abrir cines y teatros con butaca preasignada y aforo de un tercio de su capacidad.

También, se procederá a la apertura de salas de exposiciones y conferencias con un tercio del aforo. Se podrán realizar espectáculos al aire libre siempre que sean sentados y con menos de 400 personas siempre que se mantengan las distancias, mientras que en sitios cerrados, estarán limitados a 50 personas o un tercio del aforo.

En los lugares de culto también se limitará el aforo al 50%.

Fase 3: avanzada

Se flexibilizará la movilidad general y se recomendará el uso de la mascarilla. Se limitará el aforo en los locales al 50% y se fijará una distancia mínima de dos metros. En la restauración, se flexibilizarán las restricciones de aforo y se abrirán las playas.

Nueva normalidad

Si todo va como se espera, a finales de junio España entraría en la fase de «nueva normalidad» y se pondría fin al confinamiento, aunque todo depende de cómo evolucione la epidemia. En cualquier caso, en esta normalidad se permitiría la movilidad interprovincial y siempre que las dos provincias se encuentren en la misma situación.

¿Qué marcadores decidirán cuándo se puede avanzar de fase?

Pedro Sánchez ha detallado los marcadores de los que dependerá que cada territorio pueda avanzar de fase, mantenerse o, incluso, retroceder en caso de que la evolución de la epidemia no sea positiva:

– Capacidades estratégicas del sistema sanitario tanto en su vertiente de atención primaria, como en la atención hospitalaria y número de camas UCI.

– Situación epidemiológica en la zona.

– Implantación de medidas de protección colectiva.

– Datos de movilidad y datos socioeconómicos, que serán públicos y transparentes.

Categories:

Tags:

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *